jueves, 3 de noviembre de 2016

“El proyecto Joshua” - Sebastian Fitzek



Hace un año leí “El pasajero 23” de Sebastian Fitzeck, un thriller que me gustó mucho. Por eso, no dudé en hacerme con su nueva novela en cuanto Ediciones B la publicó

Éstas son mis impresiones



Sebastián Fitzek


Sebastian Fitzek (1971) estudió Derecho. Antes de dedicarse a la escritura, trabajó como periodista, editor y director de programación para varias emisoras de radio. También ha desarrollado programas de televisión, y actualmente es socio de una de las más importantes consultorías alemanas para la industria radiofónica.

Ha escrito:

.- El pasajero 23

.- Noah

.- Terapia

.- El. Proyecto Joshua



Datos técnicos

Título: “El proyecto Joshua”

Autor: Sebastian Fitzek

Editorial: Ediciones B

Publicado por primera vez en octubre de 2016


Encuadernación: Tapa blanda con solapas

ISBN: 978-84-666-5986-4

Páginas: 384

PVP: 19,00 Euros en papel



Argumento

Max, el autor fracasado, es un ciudadano respetuoso de las leyes.

A diferencia de su hermano Cosmo, encerrado en las celdas de seguridad de una clínica psiquiátrica, Max nunca ha cometido ningún error.

Sin embargo, dentro de pocos días consumará uno de los delitos más horrorosos del que es capaz un ser humano.

Solo que, por el momento, lo ignora…

Pero hay quienes sí lo saben, y están decididos a matarlo antes de que sea demasiado tarde.



Impresiones

Max Rhode es el autor de “El colegio del horror”, un libro de terror que le catapultó al éxito. Vendió miles de ejemplares y se convirtió en un escritor famoso con aquélla su primera novela. Pero el éxito no volvió a repetirse y sus posteriores novelas apenas tuvieron repercusión.

Un día, mientras viaja con su hija Jola en coche, recibe una misteriosa llamada: un hombre le dice que acuda urgentemente al hospital porque se está muriendo y tiene que decirle algo. Max va y el moribundo, que sufre de horribles quemaduras y dolores, no puede decirle nada más que “no incumplas nunca la ley y Joshua te ha elegido”. Totalmente desconcertado, sale del hospital en busca de su coche y de Jola, que se ha quedado dentro pero se encuentra con que Jola ha desaparecido.

Max se va a haber envuelto en una situación totalmente desconcertarte en la que su vida y la de su hija van a correr un serio peligro. Y, por lo que parece, todo el mundo espera que cometa el peor de los delitos que puede cometer un hombre

“El proyecto Joshua” es una auténtica locura. Un thriller psicológico vertiginoso que no da tregua y que me ha mantenido totalmente desconcertada durante casi todas sus páginas. Había momentos en que me parecía que me estaba volviendo loca, o bien completamente tonta porque no conseguía entender nada de todo ese lío que el autor estaba montando. Y es que ni siquiera podía ni imaginar por dónde podían ir los tiros, haciéndome a la idea de que podría salir por cualquier lado. Vamos, como el propio Max, que va dando tumbos de un lugar a otro sin saber a qué atenerte.

La novela comienza fuerte con una especie de prólogo que es un extracto de esa primera novela que tanto éxito dio al protagonista. Un extracto brillante, que ya te pone a mil. Luego empieza la novela propiamente dicha, a la que no le hace falta tampoco mucho para meterte en canción y plantear una situación que nos hará estar pegados a sus páginas. Os he contado muy poco del argumento para que sea una sorpresa si decidís leerlo. No os he hablado ni os hablaré de ese proyecto Joshua que, sinceramente, me da terror. No sé si existe algo similar (supongo que sí) pero hace que se me pongan los pelos de punta. En esta época de adelantos técnicos y tecnológicos y de injerencias varias en la libertad de las personas, creo que puede haber perfectamente un grupo de descerebrados que permitan utilizar algo como esto. Y es algo que da miedo; mucho más que las novelas de Stephen King, Halloween y los muertos vivientes todos juntos. No insisto más en esto para no desvelar nada pero quienes ya han leído el libro supongo que saben a qué me refiero y seguro que estarán conformes conmigo

El protagonista absoluto de la novela es Max Rhode quien, además, contará la historia en primera persona. En este caso el uso de la primera persona no es que sea conveniente, es que es imprescindible. Totalmente necesario para hacer sentir al lector la misma confusión que siente el personaje. Nos meteremos en su mente, nos hará partícipes de todas las ideas que se le pasan por la mente y compartiremos con él el desconcierto, el dolor, la desesperación…

La novela no da tregua. Tiene mucho diálogo por lo que la lectura resulta muy ágil. Al mismo tiempo, no paran de suceder cosas, de girar de un lado a otro y de ofrecernos un montón de sorpresas. Además, en todo momento te mantiene totalmente in albis lo que hace que tengas que seguir leyendo para ver qué demonios pasa. Como se lee muy fácilmente, con el mínimo esfuerzo posible, se convierte en lectura de muy pocos ratos. Puro entretenimiento. Por ponerle un pero, igual hay alguna cosa un poco “fantasiosa” pero se lo permitimos por el buen rato que nos hace pasar

No hay demasiados personajes en esta novela. El que más tiempo nos va a ocupar es Max Weber que, además, es el narrador. Es que más perfilado psicológicamente está. No en exceso, tan sólo lo necesario para la novela, pero sí lo bastante para que podemos meternos en su piel: la de un hombre totalmente normal y corriente que se va a ver metido en una situación absolutamente anormal. No es un héroe pero quiere proteger a su familia así que intentará hacerlo lo mejor posible. Junto a él tendremos a su hija Jola que apenas tiene diez años y que se va a ver inmersa en una situación horrible (¡qué pena me daba en ocasiones!). También la madre de Jola y esposa de Max, con un papel un tanto secundario. Un papel bastante importante lo ocupará Cosmo, el hermano de Max. Cosmo es un pederasta condenado a bastantes años de encarcelamiento en un psiquiátrico. Pero ha pasado bastante tiempo, parece que se ha curado y le van a permitir salir unas horas al día buscando su futura reinserción. Con él conoceremos la infancia de los dos hermanos, una infancia que no tiene desperdicio. Además, tendremos a una mensajera que tendrá un papel también bastante importante.

La trama me ha parecido bastante original y, desde luego, sumamente claustrofóbica por la situación que plantea (y que, como he dicho más arriba, podría estar ocurriendo en cierta forma en estos mismos momentos). Incluso en los espacios abiertos, sentía claustrofobia. La atmósfera que crea el autor es asfixiante; crea una tensión tremenda y hace que te comas las uñas. Para ello se vale, además de una trama interesante, de un ritmo frenético y de un desarrollo que gira y gira sobre sí mismo con sorpresas constantes . Además (y en esto coincide con “El pasajero 23”), es de esos libros que llegas a una resolución que te convence; parece que ya está todo dicho pero te mosqueas porque aún faltan cincuenta páginas y seguro que algo tiene que decir el autor en ellas. Y, claro, tiene algo que decir: tanto que casi le da la vuelta a todo volviéndote a dejar con la boca abierta.

La historia transcurre en Berlín. Un Berlín absolutamente desconocido, lleno de pantanos y de zonas boscosas. Desde luego, no es la ciudad que sale en las guías de turismo

El estilo es el típico de los best-sellers: mucho diálogo, facilidad de lectura, capítulos cortos que invitan a seguir leyendo, lenguaje sencillo, mucha intriga, mucha tensión narrativo, un ritmo trepidante que no da tregua, y muchos giros y sorpresas. Desde luego, los aficionados al género de la novela de intriga / thriller no se verán defraudados por esta novela. Yo la he disfrutado muchísimo y no tengo dudas de que repetiré con este autor.


Conclusión final

He disfrutado mucho leyendo este trepidante thriller. Puro entretenimiento

Podéis comprarla en Popular libros


29 comentarios:

  1. Parece interesante pero de momento, la dejo en cuarentena. A pesar de estar con La luz que no puedes ver y un hombre-lo o en el rocío, ayer empecé el club de los mejores, me enganchó y ya estoy liada con tres...

    ResponderEliminar
  2. Es un autor al que tengo ganas desde hace mucho tiempo. He leído buenas críticas de casi todas sus novelas, así que espero que tarde o temprano pase alguna por mis manos.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  3. Ya sabes que también me gustó mucho. Un besote

    ResponderEliminar
  4. No me esperaba un libro así con este título así que apuntado queda. Besos

    ResponderEliminar
  5. Es un autor del que no he leído nada aún pero este libro tiene buena pinta
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Desde que leí Pasajero 23 quiero leer más novelas de este autor, me encantó. Este no creo que tarde mucho en leerlo.
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Coincidimos en parte de las impresiones, sin embargo, esa parte fantasiosa que llama tú a mi me ha resultado tan peliculera que me ha hecho restarle puntos a la novela. Es cierto que la idea es original y provoca escalofríos, pero creo que se le podía haber sacado más a la historia con menos cohetes y más realidad.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Leí hace poco otra novela de este autor y me defraudó. Prefiero darle otra oportunidad con la que le hizo famoso: Terapia. Besos

    ResponderEliminar
  9. No termina de convencerme esta novela, no se porque pero hay algo que me echa para atrás.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  10. Pues me llama la atención, y si es puro entretenimiento mucho más porque estoy atascada con mis lecturas actuales y necesito algo así...
    Un beso

    ResponderEliminar
  11. Pues esta no acaba de apetecerme.

    Un beso

    ResponderEliminar
  12. A mí me encantó El pasajero 23 así que a ver si puedo conseguir este.

    ResponderEliminar
  13. Paso de puntillas porque lo leeré pronto.
    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Me gustaría leer primero El pasajero 23, no sé porque ,pero me llama más la atención :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  15. No me atrajo desde el principio y a pesar de tu opinión no lo leeré.
    Un beso

    ResponderEliminar
  16. Hola! No le leído nada del autor pero lo tengo pendiente porque me llama mucho la atención. Muchas gracias por la reseña.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  17. Me encantaría leer la novela, este autor me encantó con Noah
    Besos

    ResponderEliminar
  18. Por una vez no me muero de la envidia. No he leído nada de este autor y la parte fantasiosa, no es algo que me invite a querer leerlo.
    Besos

    ResponderEliminar
  19. Me gusto mucho Noah y el pasajero 23, me falta terapia que dicen es excelente y seguro esta también caerá, gracias por tu reseña!
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  20. Yo ya me quedé con la copla de El pasajero y sin duda esta es igualmente atrayente... Mucho que leer y muy poco tiempo! Besos

    ResponderEliminar
  21. Como ya tuve ocasión de comentarte en otra entrada, tenía ganas de conocer tu valoración de esta novela. Después de leerla me quedo con ganas de descubrir la novela. Nada me atrae más que esa locura y desconcierto que has encontrado a lo largo del libro. Anotado queda. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  22. Ya vi que os estaba gustando mucho por Twitter, pero con tu reseña lo tengo claro, me encantan los thriller que te vuelven loco y no dan tregua así que quiero leerlo sí o sí.

    Besitos

    ResponderEliminar
  23. No he leído nada del autorbpero lo tengo apuntado desde hace tiempo, cuando pueda le haré un hueco. Besinos.

    ResponderEliminar
  24. Me llamó la atención desde que la vi en las novedades y espero poder leerlo. Besos.

    ResponderEliminar
  25. Su sinopsis, cuando la leí por primera vez, me pareció bestial... y las reseñas que he leído al respecto, al igual que la tuya, dicen maravillas de él... y bueno, y si además, le añades que es un thriller psicológico, pues es un candidato perfecto para una lectura futura!! ;)

    ResponderEliminar
  26. ¡Hola guapa! Es justo el tipo de novela que suele gustarme y, además, todas las reseñas que he leído son positivas. Dan unas ganas tremendas :D
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  27. Estaba esperando vuestras opiniones para hacerme una idea
    Besos

    ResponderEliminar
  28. Ya lo tenía en mi lista de pendientes, junto con «El pasajero 23», que también me lo habían recomendado. Leyendo tu reseña vuelven a entrarme las ganas de darle una oportunidad a este autor, que parece escribir unos libros que enganchan bastante dentro del género. A ver si todavía este año le hago un hueco. ¡Un saludín!

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario