martes, 25 de noviembre de 2014

"La hermandad" - Marcos Chicot

Hace casi un año tuve la oportunidad de leer “El asesinato de Pitágoras” de Marcos Chicot, una novela que mezclaba dos de los géneros que más me gustan –histórico y negro- y que me encantó.
Por eso, cuando supe que Marcos publicaba nueva novela, “La hermandad”, no dudé en hacerme con ella y en buscarle pronto un hueco
Os adelanto que me ha gustado muchísimo, incluso más que la anterior (a la que le di la máxima valoración, así que ya os podéis hacer una idea…)

Marcos Chicot

Es licenciado en Psicología Clínica, en Económicas y en Psicología Laboral.
Ha sido Finalista del Premio Planeta (con “EL asesinato de Pitágoras”), así como del Premio Max Aub, el Juan Pablo Forner y el Ciudad de Badajoz.
También ha ganado el Premio Rotary Internacional de Novela y el Premio de Novela Francisco Umbral.
Para El asesinato de Pitágoras, ha dedicado cerca de tres años a documentarse y escribir la que siente como «la mejor novela de su vida». Esta profunda investigación se traduce en una atmósfera que proporciona la sensación de estar viajando por la antigua Grecia, Cartago e incluso Síbaris, la desaparecida ciudad de los refinados sibaritas.
Acaba de publicar su segunda novela, “La hermandad”
Está casado desde el año 2007 y tiene dos hijos: Lucía (2009) y Daniel (2012).

Datos técnicos

Título: “La hermandad”
Autor: Marcos Chicot
Editorial: Duomo
Colección: Los imperdibles
Edición: tapa dura con sobrecubierta
ISBN: 9788415945505
Páginas: 474
PVP: 19,90 €

Podéis leer los primeros capítulos a través del siguiente enlace: http://www.duomoediciones.com/cont/associatedContent/docsPot/Duomo_La_Hermandad2.pdf

Argumento

LA LUCHA CONTRA UN ENEMIGO
AL QUE NI LA MUERTE PUEDE DETENER
España, Siglo XXI: Irina, Daniel y Elena desarrollan proyectos punteros que exploran las capacidades y los límites del cerebro y los ordenadores. Cuando se conocen a través de Mensa, la mayor organización de superdotados del mundo, descubrirán que nada es lo que parece y que ellos son las piezas decisivas de una guerra que comenzó hace 2.500 años.
Cartago, Siglo VI a. C.: Ariadna, hija del filósofo Pitágoras, recibe junto a su esposo Akenónun pergamino con una noticia que encarna la peor de sus pesadillas. El terrible mensaje incluye un pentáculo invertido, el símbolo abominable que representa todo lo opuesto a las elevadas enseñanzas de su padre. De inmediato se desata una vertiginosa espiral asesina tras la que se adivina una mente poderosa y despiadada.
En ambas épocas, los protagonistas intentarán descubrir la identidad de su enemigo antes de que acabe con todos ellos… pero se encontrarán con respuestas para las que no están preparados.y despiadada.
UNA TRAMA IMPACTANTE, UNA HERMANDAD MILENARIA, UNA LUCHA QUE DETERMINARÁ EL DESTINO DE LA HUMANIDAD

Impresiones

Como he dicho al empezar esta reseña, dado que “El asesinato de Pitágoras” me había gustado mucho, estaba deseando ponerme con “La hermandad” que, además, recupera los principales personajes de la novela anterior.
Antes de nada, tengo que deciros que “La hermandad” no es exactamente una continuación de “El asesinato de Pitágoras”. Comparte algunos de sus personajes –Akenon y Ariadna, principalmente- pero introduce novedades (la principal, que parte de la trama se desarrolla en la actualidad). Puede, perfectamente, leerse sin haber leído previamente “El asesinato de Pitágoras”. Obviamente, si se leen en orden, mucho mejor (pues así, entre otras cosas, os enteraréis de cómo se conocieron los protagonistas y qué les pasó) pero si por casualidad cae esta novela en vuestras manos y no tenéis la anterior u os da pereza leerla por eso de que es histórica (lo que sería un grave error pues es una novela ágil y que, además de histórica tiene una importantísima trama de misterio; pero como sé que a mucha gente le da pereza el género histórico, lo señalo) podéis leerla sin problemas.
Si “El asesinato de Pitágoras” me encantó por la trama tan perfectamente urdida, por esos personajes que dejan huella, por la adecuada combinación de historia y misterio, “La hermandad” me ha sorprendido por el ritmo de thriller que tiene. La anterior novela ya tenía ritmo pero ésta lo potencia, hasta el punto de que, en muchas ocasiones, se convierte en un auténtico “page-turner”. No sé exactamente cuántos días he tardado en leerla porque, como siempre suelo hacer, estaba leyendo varias novelas a la vez pero, al final, ésta reclamó protagonismo frente a las demás y acabé devorándola.
“El asesinato de Pitágoras” es más histórica que “La hermandad”. Aunque en la primera había parte de ficción –la trama de misterio, básicamente-, daba bastantes datos históricos sobre los escenarios y la época donde transcurría la acción y, obviamente, sobre Pitágoras. En el caso de “La hermandad”, también hay alguna referencia histórica –en este caso, sobre Cartago, lugar a donde acudieron tras los acontecimientos de la anterior novela Akenon y Ariadna- y mención de algún personaje histórico, pero la mayor parte de la historia es pura ficción. Menos Historia, más acción. Si la primera era una novela negra histórica, “La hermandad” es un thriller de ficción histórica. Supongo que más asequible para quienes no gusten del género histórico pues lo que prima, repito, es el ritmo y la intriga.
La principal novedad que aporta “La hermandad” respecto a la novela que la antecede es que parte de la trama transcurre en el presente. En realidad, en la novela hay dos tramas relacionadas íntimamente. En la del pasado, veremos a Ariadna y Akenon, felizmente instalados en Cartago. Tienen un niño de dos años y Ariadna está embarazada de nuevo. Pero su felicidad pronto se ve truncada: reciben una carta donde Pitágoras informa de su muerte y además da las claves para que piensen que ha sido asesinado. Todo se precipita y esa misma noche ellos mismos son atacados. Todo parece indicar que el ataque proviene del malo de la novela anterior, Khaos, o de alguien relacionado con él.
En la trama del presente, Daniel y Elena son dos jóvenes superdotados. Se han conocido en una organización de gente como ellos que se reúne periódicamente para hablar, dar conferencias y estimular sus neuronas (Mensa). Daniel está realizando un proyecto informático sobre el uso de la inteligencia y sus estudios parece que han llamado la atención de alguien peligroso. El compañero de piso de Elena es asesinado y en su frente aparece grabado un pentágono invertido (el símbolo de Khaos). Pronto Daniel y Elena conocerán la existencia de una antigua organización, llamada la hermandad, en lucha continúa contra el mal.
En la trama del presente se hacen bastantes referencias al cerebro y la inteligencia humana. He de confesar que me han encantado. Como ocurría en el caso de las matemáticas de la novela anterior, el autor traslada las cuestiones científicas de forma tan amena que lo puede entender cualquier profano en la materia y, no sólo entender, sino disfrutarlo. No conocía, por ejemplo, la existencia de Mensa y enseguida me fui a google a ver si existía de verdad (sí). En fin, que toda esta parte sobre el cerebro, las posibilidades de desarrollar la inteligencia, etc, la he disfrutado muchísimo
Las dos tramas, presente y pasado, aunque parezca increíble, están relacionadas. Nos hablan de una conspiración que, lógicamente, es totalmente ficticia (y menos mal que lo es) pero el autor lo cuenta de tal manera que uno podría hasta llegar a creérselo. En eso coincide con la anterior novela: en la pátina de credibilidad que la minuciosa descripción de personajes, historias, escenas, etc… dan a la historia en su conjunto.
Digo minuciosidad, sí. Pero no penséis que eso implica una novela lenta porque estarías muy equivocados. Ni siquiera pausada. El ritmo es ágil en todo momento; en alguna ocasión llega a ser muy rápido. Es un libro que engancha y no da tregua pues mantiene constante el interés.
El autor utiliza la técnica de alternancia de escenarios (presente y pasado) aunque no de forma líneal: esto es, a un capítulo del pasado no le sigue necesariamente uno del presente sino que a veces son dos o tres. Pero, en cómputo total, yo diría que, más o menos, hay tantas páginas dedicadas al pasado como dedicadas al presente.
Algo muy positivo es que ambas tramas tienen el mismo interés. Cuando se alternan tramas es frecuente que una de ellas nos guste más que la otra y que, por lo tanto, “nos fastidie” que lleguen los capítulos dedicados a la que menos nos interesa. No me ha ocurrido en este caso. Me han gustado los capítulos del pasado y me han gustado los capítulos del presente; por un igual. En ambos hay mucha acción y, además, en ciertos momentos hay paralelismos (tipo, le pasa a algo a Ariadna y en el capítulo siguiente le pasa algo similar a Helena)
El estilo del autor es muy cuidado. Descriptivo en ocasiones, cuando se trata de situarnos en un escenario concreto, resulta sin embargo de muy ágil lectura. Ello se debe a que no sólo hay descripciones sino también bastante diálogo y muchos momentos de sorpresas y tensión. Como he comentado un poco más arriba, también introduce algunas cuestiones científicas (sobre el cerebro y la inteligencia humana). Podría parecer que eso ralentiza la acción pero no es el caso: Marcos lo explica de forma tan amena y sencilla que no puedes evitar leerlo con afán y con mucho interés.
Marcos me ha demostrado con esta novela que es un autor que se defiende bien en cualquier género: histórico, misterio, thriller, romántico, familiar… Si tiene que hablar de hechos históricos, consigue que los veamos en nuestra imaginación. Si quiere misterio, nos mantiene in albis y nos sorprende. Si quiere thriller, no podremos parar de leer. Si cuenta una historia de amor, nos la creeremos. Si habla de una familia, nos dará la impresión de que es una familia de verdad y nos creeremos perfectamente los lazos que les unen. Y si quiere emocionar, lo consigue también; hubo un momento que se me puso un nudo tremendo en el corazón y que lo pasé realmente mal (Sinuhé)
Los personajes principales están muy bien desarrollados. Claro está que a Akenón y Ariadna ya los conocía de la novela anterior. Pero aquí vemos como han crecido como pareja y cómo son en otra faceta: la de padres. También el resto de personajes que les acompañan están bastante bien caracterizados.

Conclusión final

Sin duda, “La hermandad” me ha encantado. Me ha gustado incluso más que “EL asesinato de Pitágoras” (al que ya le di un diez). Me ha tenido completamente enganchada a sus páginas y la he disfrutado como una enana
Os la recomiendo, claro está.
Podéis comprarlo en Popular libros


40 comentarios:

  1. Mira que lees jijiji, me lo añado a la lista para variar , cada días más grande.
    Nos leemos flor
    Muack

    ResponderEliminar
  2. Estoy de acuerdo con los puntos que resaltas en la reseña. Es muy buena novela.

    ResponderEliminar
  3. Lo voy a empezar en breve y estoy segura que me gustara al menos tanto como el anterior.

    Bs.

    ResponderEliminar
  4. Lo tengo esperando y será una de mis próximas lecturas ya que me apetece mucho, más después de leer reseñas tan entusiastas como la tuya
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Tengo pendiente también el anterior pero no consigo ponerme con ellos :)

    ResponderEliminar
  6. A pesar de las buenas críticas no sé por qué no me atrae este autor. Besos.

    ResponderEliminar
  7. Sin duda la leere aunque antes queria ponerme con El asesinato de Pitagoras.. a ver cuando consigo hacerle un hueco a las dos :) Besos

    ResponderEliminar
  8. He leído la reseña por encima,esta semana empezaré con el
    Bss

    ResponderEliminar
  9. Ya sabes que lo he leido y que me gustó mucho. Un besote

    ResponderEliminar
  10. No lo conocía y no suele ser mi estilo, pero tu reseña me ha dado bastante curiosidad asique me lo apunto, aunque leere antes entonces "El asesinato de Pitagoras" :) Gracias por la reseña, un besin ^^

    ResponderEliminar
  11. Te he leído muy por encima porque me pongo con él ya mismo, pero estoy convencidísima de que me va a gustar por lo que cuentas. Besotes.

    ResponderEliminar
  12. Me lo estaba pensando, pero ahora, depués de tu reseña, lo añado a la lista. Ya no tiene fin...
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Hola!
    Me lo apunto, pues me llama mucho, también quiero leer. EL asesinato de Pitágoras. Besotes

    ResponderEliminar
  14. Gracial mil, Laky. Porque tengo a "Pitágoras" a medias, pensando que era imprescindible leerla antes. Si logro terminarlo, bien, de lo contrario ya sé que puedo leer esta sin problemas.
    Y tus 5 flores me han dejado k.o. pensando que me he perdido haber leído esta novela antes.
    Besotes.

    ResponderEliminar
  15. Vuelvo después de mucho (demasiado) tiempo sin un ratito para dedicarme a pasar por los blogs. Y lo siento pero esta reseña no la voy a leer... no hasta que lo lea yo! Y será en breve.
    Un besito, y sigo con reseñas anteriores, a ver si me pongo al día.

    ResponderEliminar
  16. Me alegro de que se pueda leer sin haber leido el anterior. A ver cuando me pongo con él.
    Besotes

    ResponderEliminar
  17. A mi también me encantó, y tengo pendiente todavía de leer la del Asesinato :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  18. Me has convencido. Empecé a leer El asesinato de Pitágoras, y creo que la dejaré y leeré esta primero. Así podré reseñarla a tiempo. :-)

    ResponderEliminar
  19. Se nota que te gustó! Lo ideal aunque dices que se puede leer independiente sería hacerlo por "El asesinato de Pitágoras" así que anotado queda ;)
    Bicos!

    ResponderEliminar
  20. Después de tu reseña, no se como todavía tengo pendiente de leer El asesinato de Pitágoras. Besos

    ResponderEliminar
  21. Quiero leer antes el de El asesinato de Pitágoras porque éste también pinta muy bien, besotes

    ResponderEliminar
  22. No me animo que el otro se me hizo un tanto pesado. Besos

    ResponderEliminar
  23. Paso de puntillas por tu reseña que estoy con él ahora. Besos.

    ResponderEliminar
  24. Deseando leer ambas que están en mi lector esperando, aunque como veo que no es imprescindible leer la primera quizás empiece por ésta. Besos.

    ResponderEliminar
  25. Y yo sin leer nada del autor todavía... ay ay ay
    Besos.

    ResponderEliminar
  26. Cada vez sois más las que me empujáis a leer este libro. La verdad es que me gusta el argumento, pero siempre termina por cruzarse otro en el camino. Creo que esperaré a olvidar un poco vuestras reseñas para saborearlo de nuevas. Abrazos.

    ResponderEliminar
  27. La he leído hace poco y es mi próxima reseña, me ha gustado mucho pero no tanto como a tí.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  28. Lo tengo pendiente en el lector, justamente ahora lo acabo de meter. Espero encontrarle un hueco pronto porque le tengo unas ganas tremendas.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  29. Lo tengo pendiente en el lector también. Y me parece que prontito va a tocarle su turno.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  30. La verdad que solo os veo buenas opiniones y ayer precisamente lo comentaba con el libro en la mano antes de entrar al cine (por eso no lo compré).
    Caerá, estoy segura
    Besos

    ResponderEliminar
  31. Un autor que tengo que estrenarme con él para el próximo año, será uno de mis retos

    ResponderEliminar
  32. Me ha gustado mucho y me ha sorprendido gratamente esta vez con las dos tramas

    ResponderEliminar
  33. Es mi lectura actual y me tiene enganchadíca perdida!
    Besos guapa!

    ResponderEliminar
  34. Ya sabes que coincido plenamente contigo. Yo también he disfrutado una barbaridad con el libro y ¡cuánto me enganchó!

    Un besito.

    ResponderEliminar
  35. Todavía tengo el primero pendiente! =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  36. El ritmo en los dos hilos de la trama hacen que la novela se devore, es un placer leer al autor,
    besucus

    ResponderEliminar
  37. Coincido contigo en todo, la primera me gustó mucho, pero esta es adictiva, pero aunque se puede leer sin leer la primera, yo recomendaría leer la primera .Y una recomendación a todos, Soy Pilgrim, impresionante

    ResponderEliminar
  38. A mí esta no me ha acabado de convencer. Sí, engancha y es adictiva, pero tiene muchos inconvenientes y, para mí, la trama no está del todo bien tejida y tiene mucha paja. Ya he dejado la reseña y ahora, a leer otra cosa. Besos.

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario