jueves, 7 de febrero de 2013

Muerte en el Café Gijón - Rubén Loza Aguerrebere


Hace ya bastante que he leído este libro. En su momento, no pude hacer la reseña por tener muchas pendientes y no me gusta dejar transcurrir tanto tiempo desde que leo el libro hasta que hago la reseña porque me da miedo que se me olviden detalles. Más cuando el libro es corto y se lee en un par de ratos, que parece que deja menos huella que un tocho que te dura semanas…
Así que unos dos meses después de haberlo leído, aquí tenéis la reseña de “Muerte en el café Gijón”, librito que me llamó mucho la atención cuando lo vi entre las novedades de Funambulista y con el que me hice una vez salieron dos reseñas elogiosas, la de Xula y la de Leira

Rubén Loza Aguerrebere

Ruben Loza Aguerrebere (Minas, Uruguay, 1945), tiene una vasta obra literaria publicada, en la que destacan novelas como La librería y Solo de violín, el ensayo Los libros ajenos (prologado por Claudio Magris) y los cuentos reunidos en No me dejes en la tierra. Es columnista de libros y opinión de El País de Montevideo.
Ha recibido premios en Uruguay, en Argentina (el «Premio Borges») y la Medalla de Artes y Letras de Bilbao. Fue entre 1990 y 1995 Vicepresidente de la Radio y la Televisión del Uruguay. Ha dado conferencias en universidades de Estados Unidos y es integrante de la FIL (Fundación Internacional Libertad), que preside Mario Vargas Llosa.
Funambulista publicará también Conversando con las Catedrales (conversaciones con Borges y Vargas Llosa).

Datos técnicos

Título: “Muerte en el café Gijón”
Autor: Rubén Loza Aguerrebere
Editorial: Funambulista
Edición de bolsillo, en rústica con solapas
Páginas: 208
978-84-939855-2-3
Precio: 11 euros
Fecha de publicación: septiembre de 2012


Argumento

Un hombre que ha leído muchas novelas negras decide cometer el crimen perfecto. ¿Por qué es perfecto? Porque carece de móvil: nada le liga a la víctima, ningún motivo hay para que quisiera matarlo, por lo que es imposible que le descubran.
Nuestro hombre va al café Gijón de Madrid y allí elige a la víctima que le parece más propicia. Cuando ésta se va al baño, le echa veneno en el café y se marcha. Desconoce si el hombre se ha tomado el café, desconoce si está muerto, si cometió el crimen perfecto.
Los diferentes conocidos de la víctima, que sí resultó muerto, se van a culpabilizar, de una manera o de otra, de su muerte.

Impresiones

Como siempre que reseño un libro de esta editorial (creo que éste es el ya el cuarto) tengo que empezar alabando las bondades de la edición. Una edición sencilla pero muy atractiva, con esa portada tan evocadora y mucho mimo en todos los detalles, desde la calidad de las hojas hasta la perfecta corrección del contenido.
Parece ser que el autor, Rubén Loza Aguerrebere, es un grande de las letras sudamericanas. Yo debo confesar mi ignorancia pues, hasta el momento en el que vi esta novela en el catálogo de novedades de Funambulista, no sabía de su existencia.

Escenarios de la novela

Sin duda, lo que más llama la atención de esta novela es el café Gijón, uno de los más emblemáticos establecimientos de la capital que no tengo el placer de conocer pero que sí me suena, sin duda.


Supongo que ya lo conoceréis; muchos, quizás, os hayáis tomado allí un café o un refresco pero me vais a permitir que cuente algunas cosas sobre él que he extraído de la Wikipedia (ya que, antes de empezar a leer el libro busqué información sobre el café)
Está situado en Paseo Recoletos nº 21 de Madrid. Fue fundado el 15 de mayo de 1888 (ahí es nada!) por Gumersindo García. Tras la Guerra Civil se convirtió en un famoso lugar de tertulia literaria; lugar en el que se reunían los escritores, intelectuales y artistas de la época. En aquella época eran famosos los locales de este tipo y de características similares había en muchas ciudades; yo conozco el café Iruña de Bilbao (que es uno de los escenarios de “La ciudad de los ojos grises” de Félix G. Modroño) o el de Valladolid (cuyo nombre no soy capaz ahora mismo de recordar), situado en la mismísima Plaza Mayor, al que era asiduo Miguel Delibes y en el que he tenido el placer de estar en alguna ocasión
Muchos famosos han pasado por el café Gijón. Canalejas, Ramón y Cajal, Benito Pérez Galdós, Valle-Inclán, Federico García Lorca, incluso Mata Hari.
El café Gijón tiene, incluso, su propio premio literario: el premio de novela corta Café Gijón.
Junto al café Gijón, también pasan por sus páginas París, Montevideo o Biarritz en el sur de Francia (localidad que sí tengo el gusto de conocer y que es tan bonita como se dice en el libro)
Los escenarios no tienen excesiva importancia, prácticamente se nombran y poca cosa más.
La novela se estructura en 16 capítulos –subdivididos a su vez en subcapítulos, de corta extensión- más un postfacio. El primero y el último están dedicados a Juan María, el presunto asesino; por los otros capítulos van desfilando los diferentes personajes y comprobaremos la relación que tenían con el muerto y por qué cada uno de ellos se considera culpable de su muerte. El estilo es diferente en cada capítulo: en unos hay más narración, otros son casi exclusivamente diálogo, otro es un artículo de periódico, otro una entrevista…
Uno de los atractivos de la novela para los devoralibros es que uno de los protagonistas sea un escritor y que otros personajes estén relacionados con el mundo de la escritura, la crítica o la edición. Bastantes de los personajes que aparecen fugazmente por sus páginas son inventados, pero hay otros reales como Vargas Llosa, Germán Yanke o Juan Cruz.
La novela está escrita de forma sencilla y fluida pero con un lenguaje y una estructura sintáctica cuidad en todo momento. Se lee de forma fácil, en dos ratos.
No es lo que pudiera parecer en un primer momento –o, al menos, la idea que yo me había hecho-. El primer capítulo nos plantea un crimen perfecto y yo me imaginaba que a continuación irrumpiría en escena un investigador especialmente avezado que intentaría desenmascarar al asesino. Pero nada más lejos de la realidad, pues lo que nos va a presentar la novela es cómo reaccionan a la muerte –de quien en ningún momento se llega a sospechar que ha sido asesinado- sus allegados, todos los cuales se consideran culpables y responsables de la muerte, que creen un suicidio: la hermana que no le envió dinero suficiente, el crítico que dejó por los suelos su obra… todas aquellas personas que, de una u otra manera, le decepcionaron. Los personajes están esbozados apenas (la extensión de la novela no da para más); sin embargo, llegan a adquirir una cierta entidad y personalización; especialmente la víctima, a la que conoceremos por las impresiones que de él tienen los que le conocieron y nos van relatando cómo fue su relación con él.

Conclusión final

Una obra curiosa, diferente y original, que parece –y es- una novela negra pero se aleja totalmente de lo que es habitual en este género literario. Una novela muy entretenida, muy bien escrita, que se lee a gusto y deja un buen sabor de boca.

Podéis comprarla en Popular libros


37 comentarios:

  1. Me gustan los libros que se presentan en formatos como este. Sencillos pero que atraen tu atención. De la historia no se que decirte, ni fu ni fa.

    ResponderEliminar
  2. No me atrae demasiado así que lo dejo pasar.

    ResponderEliminar
  3. El típico libro que no me atrae, ni autor ni trama, pero con el que al final me llevo una sorpresa,
    besucus

    ResponderEliminar
  4. Veo por tu reseña y por tu puntuación que te ha gustado, pero no lo suficiente.
    Hoy no me la llevo.
    Besindios.

    ResponderEliminar
  5. El título es muy sugerente. Un libro que si lo veo en cualquier librería no sé si puedo resistirme a traerlo bajo el brazo. Sin embargo, parece que una vez que te metes en la lectura algo falla..no lo sé. Besos,

    ResponderEliminar
  6. La verdad es que tiene una pinta estupenda, ya me llamó cuando leí tu opinión por otros lares.

    ResponderEliminar
  7. Me atrae muchíiiiiiiiiiisimo esta novela desde la cubierta a todo lo que cuentas después. Creo que me gustaría mucho leerla. Me la apunto. Besos

    ResponderEliminar
  8. Pues no me termina de convencer la verdad, creo que no será mi estilo.

    Un besote.

    ResponderEliminar
  9. Muy buena reseña la que has hecho, pero creo que no me gustará mucho, así que no me aventuro con él.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  10. Apunto el título, el Café Gijón está cerca de mi trabajo y he estado muchas veces, así que me pica la curiosidad una novela ambientada en él. Un beso

    ResponderEliminar
  11. Me lo apunté en su día pero no me he hecho con el...por lo pequeñín que es jeje...pequeñas manías de pagar por cierto número de hojas jeje
    Un beso!

    ResponderEliminar
  12. Aixxx como que te ha faltado algo... La dejo pasar porque no acaba de tentarme.
    Muchas gracias por tu reseña!
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Totalmente de acuerdo contigo en cuanto al trabajo de edición de esta editorial. Resulta increible que con la que está cayendo, una editorial cuide tanto el "producto final".

    Con respecto al libro, también tomé nota cuando empecé a ver reseñas y la verdad es que ya de por sí, el título, me parece absolutamente atractivo, pues no te imaginas la de tardes que he pasado entre las paredes del Café Gijón... como para dejarlo pasar.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  14. Pinta bien, fíjate que hasta me podría valer para el desafío de novela negra... quizá...

    ResponderEliminar
  15. Hace tiempo que me llama la atención y quizás sea por la evocación al Café Gijón, un lugar tan emblemático, y a que es novela negra, aunque no sea una novela negra al uso. Besos.

    ResponderEliminar
  16. Este no me llama mucho, si me cruzo con él no me importaría leerlo pero con todo lo que tengo pendiente creo que no lo buscaré directamente
    besos

    ResponderEliminar
  17. Me llamó la atención hace unos meses, pero con mi colapso lo dejé pasar, no descarto leerlo, me parece original y me llama la atención eso de que los conocidos de la víctimas se culpabilicen. Un besote!

    ResponderEliminar
  18. Pues yo al menos si he pasado unas cuantas veces por la puerta de este célebre café.

    ResponderEliminar
  19. A mí también me gusta mucho la maquetación de esta editorial. Hacen unos libros preciosos (suena ridículo, pero es algo a tener en cuenta). Un beso.

    ResponderEliminar
  20. No lo conocía, y aunque dudo que pueda ponerme con él muy pronto, lo tendré en pendientes, gracias por la reseña.

    Besos.

    ResponderEliminar
  21. Tengo curiosidad por leer este libro, espero poder llegar a el en algún momento. Besos

    ResponderEliminar
  22. Has picado mi curiosidad. Lo leeré

    ResponderEliminar
  23. Siento curiosidad por esta novela y como necesito autores españoles para un reto, que mejor que esta novela.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  24. Tiene buena pinta. De esos libros que si tropiezo con él le daría una oportunidad. Aunque ahora con tanto pendiente, buscarlo, buscarlo... Va a ser que no.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  25. Precisamente el domingo entré por primera vez en el Café Gijón. Sin duda es un sitio muy especial que animo a conocer a todo el mundo sea o no de Madrid (en vuestras visitas) :)
    La verdad que el libro tiene muy buena pinta. Parece que se lee rápido y el argumento (que el crimen carece de móvil) es diferente. Si me cruzo con él supongo que lo leeré :)
    ¡Muchos besos!

    ResponderEliminar
  26. No me acaba de llamar este libro, así que lo dejo pasar. Besos.

    ResponderEliminar
  27. Me encantan las ediciones de Funambulista, están muy logradas. Curiosamente, pocas historias que he leído de esta editorial me han convencido... Este, a pesar de una buena premisa inicial, no pasará a estar entre mis pendientes. 1beso!

    ResponderEliminar
  28. Tiene buena pinta si encuentro por alguna libreria me lo llevo, un beso.

    ResponderEliminar
  29. Me encanta ese lugar. Supongo que soñando un poco con sentarme compartiendo mesa con algún autor que me guste especialmente.
    Besos

    ResponderEliminar
  30. No sé que le veo que no me acaba, creo que lo dejo pasar esta vez.
    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  31. Lo que más me atrae de una novela es que sea original , en este caso, que no aparezca un investigador y sean sus allegados los que van creando la trama, sin duda es fuera de lo común.
    Besos

    ResponderEliminar
  32. Me atrae bastante el argumento, así que me lo apunto.
    Abrazo!

    ResponderEliminar
  33. Me llama la atención el argumento, pero creo que lo voy a dejar pasar, que tengo mucho pendiente y no doy a basto xD
    Buena reseña!

    Besotes

    ResponderEliminar
  34. Desde luego la historia no se parece en nada a ninguna que conozca, me gusta bastante creo que puede ser un placer descubrir su final.

    ResponderEliminar
  35. A mi si me ha llamado mucho la atención: primero por el título, y luego, por tu reseña. Me lo pido para devorarlo en dos tardes.

    Gracias

    ResponderEliminar
  36. Parece estar bien, pero no me atrae mucho, así que esta vez lo dejaré pasar. Un saludo!

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario